Destaque_Parkinson.jpg

SPEAK UP FOR PARKINSON

Vamos a dar Voz a las personas que sufren de esta enfermedad.

La enfermedad de Parkinson (EP) es una enfermedad neurológica degenerativa que afecta a las neuronas responsables de controlar el movimiento. Es una enfermedad progresiva: los síntomas aparecen gradualmente y van empeorando lentamente.

La EP debe su nombre a James Parkinson, el médico británico autor de "Ensayo sobre la Parálisis Agitante" [An Essay on the Shaking Palsy], publicado en 1817; sin embargo, ya en el 5000 AC es posible encontrar algunas descripciones de la enfermedad en la India.

La edad media de desarrollo de la enfermedad es a los 60 años, pero uno de cada diez enfermos desarrolla la enfermedad antes de los 50. A medida que la edad avanza, aumenta el número de personas afectadas por la enfermedad de Parkinson. Los hombres se ven ligeramente más afectados que las mujeres.

Según la Asociación Europea para la Enfermedad de Parkinson (EPDA), alrededor de 6,3 millones de personas en todo el mundo padecen Parkinson, el cual afecta a todas las razas y culturas. De acuerdo con las estadísticas disponibles, 1,2 millones de personas en la Unión Europea padecen la enfermedad, aproximadamente 260.000 en Alemania, 200.000 en Italia, 150.000 en España, 120.000 en el Reino Unido, 117.000 en Francia y 22.000 en Portugal.

Personajes públicos afectados por la EP como Michael J. Fox y Muhammad Ali han contribuido mucho a la sensibilización y divulgación de la enfermedad a nivel mundial.

¿QUÉ PROVOCA LA ENFERMEDAD DE PARKINSON?

El Parkinson es una enfermedad provocada por la pérdida de las neuronas específicas del cerebro que producen la dopamina, una pequeña molécula responsable de controlar el movimiento.

Aún se desconocen los motivos de la pérdida de estas neuronas y de la aparición de la enfermedad de Parkinson, si bien muchos investigadores apuntan como causas a factores genéticos y ambientales, la interacción entre ambos e incluso a factores individuales.

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS DE LA ENFERMEDAD DE PARKINSON?

Las manifestaciones de la enfermedad de Parkinson pueden diferir de unas personas a otras. Como se trata de una enfermedad progresiva, los síntomas comienzan a surgir generalmente de modo gradual. Al principio puede que se manifiesten en solo un lado del cuerpo. Según va pasando el tiempo, los síntomas se van agravando y ambos lados del cuerpo se pueden ver afectados.

Síntomas motores

Los síntomas más comunes de la enfermedad de Parkinson están asociados al movimiento, conocidos como síntomas motores. Por lo general, se consideran 3 síntomas motores principales o cardinales.

  • Temblor en las manos, brazos, piernas, mandíbula y cara, en reposo y que mejora cuando la persona está realizando alguna tarea.
  • Rigidez muscular, que causa rigidez en las extremidades y el tronco durante el movimiento, e incluso dolor.
  • Bradicinesia o movimiento lento: puede dificultar el hecho de iniciar un movimiento.

Otros síntomas motores

  • Dificultad para mantener el equilibrio, la postura y la coordinación, que se pueden agravar a medida que progresa la EP.
  • Problemas de comunicación: dado que la rigidez puede conllevar la pérdida de la expresión facial y la disminución acentuada del tono de la voz, el habla y el lenguaje corporal se ven afectados. La escritura a mano se vuelve ilegible porque las letras se van volviendo cada vez más pequeñas.

Síntomas no motores

Estos síntomas no están relacionados con el control neurológico del movimiento y pueden tener un impacto considerable en la calidad de vida: disminución de la capacidad olfativa, estreñimiento, depresión, dolor, fatiga, lentificación del pensamiento y de la memoria y problemas para tragar.

¿CÓMO SE DIAGNOSTICA LA ENFERMEDAD DE PARKINSON?

La EP no es fácil de diagnosticar, dado que no existen pruebas de laboratorio específicas. El diagnóstico deberá ser realizado por un neurólogo que comprobará si la persona presenta cualquier indicio de EP y creará un historial de todos estos síntomas.

Los síntomas varían de persona a persona y existen otras enfermedades/otros trastornos con síntomas similares. Por este motivo, a veces se realizan diagnósticos erróneos, por lo que es importante el seguimiento por parte de un especialista.

¿CÓMO SE TRATA LA ENFERMEDAD DE PARKINSON?

Actualmente no existe cura para la enfermedad de Parkinson, pero existe medicación que puede proporcionar un alivio de los síntomas por mucho tiempo. Como se sabe que la pérdida de dopamina en el cerebro provoca los síntomas, existe medicación para sustituir la dopamina, como la levodopa (precursor de la dopamina), los agonistas de la dopamina (que imitan su papel), y los inhibidores de la MAO-B y la COMT (que evitan la degradación de la dopamina).

En el caso de algunos pacientes, la terapia quirúrgica DBS (Estimulación cerebral profunda – Deep Brain Stimulation) puede ser adecuada pero es la última opción a considerar.

PREPARARSE PARA LA VIDA CON LA ENFERMEDAD DE PARKINSON

La experiencia de cada persona con la enfermedad de Parkinson es diferente, y los síntomas debilitantes de la EP no solo afectan a los enfermos, ya que los miembros de la familia a menudo se involucran para ayudar a los enfermos a lidiar con los síntomas y con la disminución de la autonomía.

Existen muchas organizaciones de enfermos que actúan a nivel local, nacional y mundial, y que apoyan a las personas con enfermedad de Parkinson y a sus familias. Algunos ejemplos son la EPDA (Asociación Europea para la Enfermedad de Parkinson – European Parkinson’s Disease Association), a nivel europeo, o la FEP (Federación Española de Párkinson), a nivel nacional.

Más información sobre Parkinson's Disease:

Parkinson’s in Mind